jueves, 11 de mayo de 2017

[Consejo] - ¿Cómo lograr una experiencia de lectura realmente completa?

Solo una experiencia completa garantiza una lectura fructífera 


En una publicación anterior describí el proceso para hacer una lectura más productiva, donde cubrí todos los elementos necesarios para retener lo más posible de nuestras lecturas, y así sacar el máximo provecho a todo el conocimiento adquirido. Allí introduje de manera inicial los cinco elementos del proceso MAGNO®, que incluye los elementos esenciales para que la experiencia en sí misma sea lo más completa posible.

En este artículo quiero profundizar dichos elementos, pues el tener una experiencia de lectura adecuada es vital para lograr que tengamos lecturas realmente transformadoras.

¿Tu experiencia de leer es completa? ¿Tu lectura cubre los cinco elementos del proceso? Este artículo es para ti.

¿Cómo lograr una experiencia de lectura realmente completa?


¿Estás listo para ver los cinco elementos necesarios para que tu experiencia de lectura sea completa? Pues bien, ¡comencemos!



Solo una experiencia completa garantiza una lectura fructífera


Los cinco elementos están inmersos en la palabra MAGNO®, y esto te facilita el poder recordarlos y así asegurarte de que los cubres en tu experiencia de lectura.

Por un instante medita en tu último libro leído y pregúntate ¿cubriste los cinco elementos?

  • M: Medita en lo que lees.
  • A: Anota ideas relevantes.
  • G: Goza cada momento de la experiencia.
  • N: Nutre tu vida con lo que aprendes.
  • O: Organiza para luego recordar.
Detallemos entonces los cinco elementos uno por uno, ¿estás listo?


M: Medita en lo que lees


Si quieres una lectura apropiada, debes asegurarte de meditar, pensar y reflexionar en lo que lees.

Esto implica no tragar entero, tener una conciencia crítica en todas tus lecturas, cuestionarte sobre lo que el autor quiere decir, e ir más allá de simplemente la teoría y generar aplicaciones prácticas de lo que lees.

¿Se pueden lograr aplicaciones de novelas de terror o misterio? Por supuesto, siempre hay algo que podemos aprender, algo que debemos cambiar, algo que debemos imitar, en conclusión, algo que debemos reflexionar para nuestras vidas.

Piensa en el último libro que leíste y reflexiona ¿qué no te gustó? ¿qué puedes aplicar a tu vida? ¿qué lugar conociste a través de sus páginas? Interesantes reflexiones que lograrán que el músculo de tu cerebro se fortalezca.


A: Anota ideas relevantes


No hay mejor forma de aprender que escribir, y por eso el extraer ideas relevante y tomar nota aumenta tu aprendizaje, te permite mejorar tu retención de lo leído y además te permite estar mejor preparado para el futuro. Por eso es importante que tu lectura sea productiva y genere siempre como resultado unas buenas notas (mira aquí el ABC para tener una lectura más productiva, artículo donde comparto un poco sobre las notas que se deberían tener al finalizar una lectura).

¿Tienes notas de tus lecturas? Sin importar el género da todo de ti para extraer las lecciones más importantes de lo que has leído.


G: Goza cada momento de la experiencia


La pasión es uno de los motores más importantes de la lectura, y por eso es fundamental disfrutar el libro que tienes en tus manos.

Aquí se pueden presentar dos escenarios importantes:

  • Cuando escoges el libro. Es el mejor escenario y espero te sean útiles las recomendaciones que tenemos en LibroMagno.com, así que intenta buscar algo que te guste, que te forme, que te desafíe. Esos sin duda alguna, son los mejores libros. 
  • Cuando no puedes escoger el libro. Cuando por temas académicos o profesionales, estás obligado a leer algo que definitivamente no va contigo, pero que definitivamente tienes que leer te aconsejo que te enfoques en el beneficio de leerlo, lo que potenciará un poco la experiencia y disminuirá el malestar de tener dicho material. Algunas ideas son las siguientes:
    • Medita en lo que aprenderás con el libro. Aunque no te guste el tema, algo aprenderás y eso te permitirá crecer. 
    • Oriéntate al logro. El simple hecho de terminar algo y no dejarlo a la mitad es de los más poderosos motivadores que pueden existir (te lo digo por experiencia propia). 
    • Piensa en que tu jefe, profesor o persona que te asignó la lectura. Si definitivamente no hay nada más que te motive, enfocarse en una nota académica o una felicitación pueden ayudar al menos a hacer la experiencia menos traumática. 
Lo importante de fondo, es que busques que tu lectura sea grata. Créeme, yo era un enemigo de la lectura pero ahora, no hay para mí momento más delicioso y placentero que tener un buen libro en mis manos.


N: Nutre tu vida con lo que aprendes


¿Es suficiente con meditar? No, pues es necesario tomar decisiones. ¿Qué cambia en tu vida a partir del libro que leíste? ¿Cómo cambió tu visión del mundo? ¿Qué vas a hacer ahora?

Todas estas reflexiones son esenciales, pues son las que diferencias a los teóricos de los sabios, ya que puedes saber mucho (y por lo tanto meditar bastante), pero donde está la verdadera sabiduría es cuando lo que has meditado se convierte en crecimiento para tu vida.


O: Organiza para luego recordar


Por último, tu lectura será completa si sabes convertir tus notas, ideas, y decisiones en algo que realmente sea palpable y fácil de referenciar para un uso posterior.

En mi experiencia, he visto que este aspecto es uno de los puntos en que más personas fallan, pues por no tener un proceso estructurado de tomar notas (mira aquí nuestro artículo ABC donde ofrezco una forma de construir una "hoja de vida" de cada libro leído), pueden escribir mucho en una cantidad de lugares pero luego no saben cómo utilizar dicha información de la mejor manera. Por eso, ten en cuenta dos puntos fundamentales:

  • Tener un formato estándar de tus notas. Esto te facilitará el acceder a la información de la mejor manera posible. 
  • Tener una forma correcta de buscar la información. Sea manual o digital, si tus notas están bien estructuradas puedes buscar sobre ellas rápidamente y utilizar tus notas para posteriores análisis, estudios, investigaciones, reseñas, presentaciones, etc. Asegúrate de que las búsquedas las puedas hacer de alguna manera sobre todas las notas al mismo tiempo. 
En nuestro artículo de ABC introduje algo sobre la forma de tomar notas, y en una posterior publicación profundizaré más al respecto.

Como resumen ten en cuenta esta imagen que resume muy bien los cinco elementos del proceso MAGNO ® y que habíamos publicado en nuestro artículo anterior.

Experiencia completa es un proceso MAGNO


¿Cuál de estos cinco elementos te parece más importante? ¿Cuál menos? Nos encantaría ver tus comentarios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario